miércoles, 28 de febrero de 2007

Alma de Blues

Aún con la resaca de los Oscar (Halle Berry estuvo toda la noche intentando emborracharme a base de chupitos), ayer vi el capítulo 2 de la serie de documentales The Blues, producida por el que fue el gran triunfador de este año, Martin Scorsese.

Este capítulo, dirigido por Wim Wenders, se titula The Soul of a Man, y está dedicado básicamente a 3 bluesmen: Blind Willie Johnson, Skip James y J.B.Renoir. En él se intercala la música original de estos grandes con versiones a cargo de músicos como Beck, Cassandra Wilson, Lou Reed, Los Lobos o Alvin Youngblood Hart. He de admitir que desconocía la obra de estos 3 patriarcas del blues, y ha sido toda una sorpresa descubrir que temas como I'm So Glad de Cream era un tema original de Skip James.

En este mundo aún tan racista, solemos conocer la vida y milagros de los músicos blancos, y es de justicia homenajear también a los a menudo olvidados artistas negros. Muy recomendable, pues, este The Soul of a Man, para los amantes del blues que quieran ahondar en las raíces del género.

2 comentarios:

pequeñoIbán! dijo...

Yo también sigo con la resaca de los Oscar pero no he tirado por el blues, que la verdad conozco poco. Como no sabía de estos documentales... he de decir que no sólo hay racismo en que se conozca a los blancos sino en que muchas veces cuando se habla de los artistas negros se los prsenta bajo la óptica blana. ¿No crees?

Rafa dijo...

Completamente de acuerdo, Ibán. Y es que la música negra que interesa es la que gusta a los blancos, que son los que tienen la pasta y el poder. Hace unos años estuve en un concierto de Ben Harper, en un pueblo cerca de San Francisco. Era paradójico que sobre el escenario sólo había negros, y el público era 99% blanco, pocos negros se podían permitir pagar la entrada.